Objetivo cumplido en un 66% y esto es debido a que una de las 3 palabras ha pasado bastante desapercibida.

Ya – No – Más, fueron los adverbios seleccionados para el 2017. A continuación explico una a una si las he utilizado o no durante este año que esta a punto de terminar.

YA

Esta es la palabra en la que he fallado, ya que mi planteamiento era poner en práctica muchas de las ideas que me pasaban por la cabeza. Pero no ha sido así, le doy muchas vueltas a la mente, pero no soy capaz de llegar a ponerlas en práctica. La cuestión es que no me pongo manos a la obra y no germino la idea, simplemente tengo la semilla, pero no la llego a cultivar. Espero poder resarcirme en el 2018 y que esta palabra tenga un poco más de protagonismo.

NO

He aprendido a decir no a muchas situaciones que me asaltan en la vida. La negación, si la sabes usar, es un recurso muy bueno para progresar. Sin querer te sirve de filtro para poder centrarte en las acciones más importantes. Muchas veces nos cuesta mucho decidirnos por algo y a veces es mejor empezar por lo que no queremos, de esta forma estaremos más cerca de encontrar lo que buscamos, ya que disminuyen las posibilidades.

MÁS

En este caso, más, puede significar muchas cosas, ya que se trata de más repeticiones, llegar más lejos, hacer más. Por ello elegí este concepto ,ya que se trata de ir un poco más allá, esto será  lo que nos haga progresar. Como dice Isra García, haz las cosas en exceso, aquí es donde el adverbio más hace acto de presencia.

Tres conceptos que he tenido en mente durante todo este año, pero como he dicho, el primero lo he dejado un poco aparcado, sin embargo los otros dos si que me han servido de mucho y he sabido apreciar el valor que tienen. Es momento de decidir cuales son las palabras de 2018.

¿Vas a pensar las tuyas?