La última entrada antes del descanso vacacional era una declaración de intenciones sobre los objetivos que quería cumplir en verano. A diferencia del año pasado, en este no tuve tanto trabajo, ya que las metas que me propuse eran más simples.

Tiempo de descanso. Rectificar

Si pinchas en el título puedes volver a leer la entrada al completo. A continuación dejó los puntos que logré completar y un pequeño resumen de porque no llegue a cumplir los otros. El blog no sufrió un cambio brusco como pretendía, de la misma forma no he podido automatizar muchas acciones porque no había posibilidad. Tampoco he realizado el manual para saber todo lo que implica el blog, aunque en mi mente lo tengo todo muy  claro.

Lo que si que he logrado es continuar con la regularidad en la publicación de posts y lo mejor de todo es la eficiencia que he conseguido, ya que el tiempo para la creación de posts ha descendido. Tengo muy claro lo que quiero escribir, lo intento planificar con algo de tiempo para no dejarlo para el último momento. Aún así, cuando pongo las manos en el teclado tengo bastante fluidez a la hora de expresar y reflexionar sobre lo que tengo en mente.

Veremos que nos depara el blog a partir de septiembre. De momento espero que le gente disfrute de su periodo de descanso, aunque tampoco hace falta estar de vacaciones para gozar de cada día.