Kase.O, humanidad y soledad

En las entradas de la semana de hace un año, Kase.O fue el protagonista, en la primera hablo sobre el concierto que fue a ver y las sensaciones que tuve. Mientras que en el segunda reflexiono sobre el papel que ha jugado la soledad en la vida de Kase.O, gracias a una frase que cita en una de sus canciones.

La humanidad de Kase.O

Ver un concierto de este artista es todo un placer para los sentidos. Y hubo una palabra que me vino a la mente en muchos momentos de la actuación y esta fue humanidad. La verdad es que ya conozco a Javier Ibarra desde hace mucho tiempo, en lo que respecta al plano artístico, pero no tengo el placer de conocerle personalmente, ya me gustaría. Sin embargo, tras haber escuchado sus discos con Violadores y ver muchas entrevistas, te haces una idea del tipo de persona que es. Pero tras verlo en directo con un disco personal es cuando todo cuadra, aunque se llame “el círculo”. Me doy cuenta de que no me equivocaba en mis pensamientos, ya que no se le ha subido la fama a la cabeza, permanece humano y esto es de alabar, ya que para muchos es considerado el mejor rapero de habla hispana. Poco más que citar, si quiere volver a leer la experiencia vivida en el concierto pincha en el título.

La soledad de Kase.O

Si quieres conocer la frase que me hizo reflexionar sobre el tema de la soledad en la vida de Kase.O, pincha en el título. Lo que esta claro es que este rapero ha pasado miles de horas consigo mismo, esto hace que pueda recapacitar sobre toda clase de temas, además de buscar las palabras y rimas más idóneas para que el mensaje sea de la calidad más sublime. Cada letra de este artista es digna de estudio, tanto por el mensaje que deja como por la retórica utilizada y esto solo se consigue con el esfuerzo y trabajo en soledad. Las conclusiones a las que llega requieren de mucho tiempo, primero en conocerse a uno mismo y luego en saber pensar en los aspectos más importantes de cada temática que trata. Así que doy por sentado de que la soledad ha sido el mejor acompañante de Javier Ibarra en su vida artística y la frase queme inspiro así la define.

Dos entradas sobre un crack en el mundo de la música y más concretamente en el rap. Pero lo bueno es que de ambos puedes sacar un pequeño aprendizaje que es más valioso de lo que crees, por un lado la humanidad y por otro la soledad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.