Leer, un hábito que no has de perder

Desde que soy padre me doy más cuenta de que nuestros hijos aprenden por asimilación y repiten lo que haces. Ellos sin querer son el espejo de lo que sucede en casa. Es por ello que intento cuidar mucho lo que digo y hago, sobretodo en lo que se refiere a comportamientos, acciones, rutinas y hábitos.

Ya llevo unos años donde intento leer más de un libro al mes, es decir, al menos 12 al año. Desde el 2016 me puse las pilas y dedico más tiempo a esta rutina que aporta mucho más de lo que creemos, lo que pasa es que como todo en esta vida cuesta y adquirir el hábito de leer requiere de esfuerzo, pero también de actitud.

En mi caso, y como ya he dicho en anteriores posts, el hecho de que me agrade escribir, hace que me haya interesado por leer un poco más, para poder mejorar en esta labor. De todas formas ahora leemos mucho más gracias a Internet y el móvil. Mucha gente sigue enganchada a la tele, pero el smartphone, junto con las redes sociales han conseguido que leamos más. Aunque lo importante es leer contenidos de calidad, para ello hay miles de blogs en los que podemos encontrar cualquier temática que nos interese.

Aunque siempre he defendido la lectura en físico, pero si es en una pantalla, mejor que nada. No cambio el hecho de leer un libro, es más, muchas veces hay contenido de Internet que me lo imprimo para poder leerlo más cómodamente. Pero la cuestión es que lo importante es que nuestros hijos nos vean con un libro en las manos, es un hábito que no hemos de perder en el caso de ya lo tengamos y sino es así, deberíamos incorporarlo a nuestro día a día.

No hemos de perder el hábito de leer, los libros deben de estar presentes en nuestra vida y más si cabe cuando tenemos una familia a la que educar, ya que servimos de ejemplo a las futuras generaciones. La lectura, haciendo hincapié en los libros debe mantenerse, ya que no sólo es el conocimiento que podemos obtener de cada libro, sino todo lo que implica la acción de leer con las beneficios para nuestra salud mental. Así que ya sabes, elige un libro y ponte a leer, con el paso del tiempo lo agradecerás.

Foto: Adam Graham

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.