Pensar con el cerebro, rápido y despacio

Pensar con el cerebro, rápido y despacio

27 febrero, 2021 0 Por marcosedo

En las entradas de la semana de hace un año, el cerebro y el pensamiento fueron los temas principales que trate. En la primera saco conclusiones a partir del libro «Pensar rápido, pensar despacio». Mientras que en la segunda profundizo un poco más y reflexiono sobre el cerebro y los dos sistemas que tenemos a la hora de pensar. Pincha en el título si quieres volver a leer el post completo.

Pensar rápido, pensar despacio

Este es el título de un libro que se basa en un ensayo sobre el funcionamiento de nuestro cerebro.La diferencia estriba entre una parte que quiere ofrecer una respuesta rápida, que sería la parte intuitiva, mientras que luego tenemos la parte razonable, donde necesitamos de más tiempo para ofrecer una respuesta. Este es un gran libro que coincidencias de la vida he empezado a releer esta semana, ya que tiene mucha información, que bien interiorizada, nos hace ser más conscientes del funcionamiento del cerebro. El libro aporta miles de ejemplos prácticos y muchos de ellos ya los hemos experimentado, por lo que se hace mucho más sencilla la comprensión de todo lo que dice. Una obra que nos abre los ojos ante la forma en que tomamos decisiones y nos decantamos por una u otra opción, dependiendo del sistema que utilicemos, a veces será mejor usar uno que otro, pero el hecho de conocer esta diferencia nos puede ayudar a escoger mejor.

Cerebro rápido, cerebro lento

Aquí reflexiono sobre la importancia de saber diferenciar el trabajo que hace nuestro cerebro. Por una parte tenemos un sistema que opera de forma automática y nos ofrece soluciones rápidas, mientras que por otro lado, tenemos el sistema más reflexivo y que necesita tiempo para tomar su decisión. Hemos de conocer ambos para sacar el máximo provecho que nos puedan ofrecer, ya que dependiendo de la situación, será mejor el uso de uno u otro. Ambos tienen sus fortalezas y debilidades, pero al final el sistema 2, que es el que razona es el que más poder tiene, ya que puede influenciar y modificar al sistema 1. Pero como siempre señalo, en el equilibrio encontramos el mejor de los escenarios, ya que extraemos lo mejor de cada sistema. Aunque para ello es necesario un trabajo previo de reconocimiento de como funciona el cerebro.

Dos entradas muy interesantes que nos dan un perspectiva de como funciona nuestro cerebro y que nos ayudan a comprender como pensamos y en consecuencia como actuamos. Así que es buena idea profundizar en este tema para ser más conscientes de como tomamos decisiones y cual es el proceso que nos lleva a decantarnos por una opción u otra.