Querer ser y luego hacer

Querer ser y luego hacer

Primero descubre lo que quieres ser, luego haz lo que tengas que hacer.

De esta forma da inicio el libro «Manual de vida» de Epicteto. Y es que no se me ocurre una forma mejor de empezar una obra, donde se intentan dar unas pequeñas bases para tener una vida mucho más plena y feliz. No se trata de un libro donde te explican, en forma de manual, como vivir la vida, pero nos dan una serie de ideas y enseñanzas estoicas que ayudan mucho para lograr el objetivo de que la vida sea mucho más placentera.

La cuestión es que la primera frase es para que aparques el libro a un lado y te pongas manos a la obra para descubrir que es lo que quieres ser. Este es el primer paso para empezar con buen pie, ya que a partir de aquí será mucho más fácil comprender todos los aprendizajes que el libro nos aporta. No es fácil saber que es lo que quieres ser, ya que empezamos a pensar en como nos vemos en el futuro y por otro lado, en como nos gustaría vernos. Y es en esta diferencia donde hemos de empezar a ser conscientes de que nuestros pensamientos son nuestros aliados a la hora de alcanzar nuestras metas.

Por ello es tan necesario descubrir lo que queremos ser y esto tan sólo se consigue pensando y reflexionando, lo que requiere de darnos un tiempo para nosotros mismos, donde podamos vislumbrar que camino es el que queremos seguir y a partir de aquí empezar a tomar las acciones necesarias para ello. Puede parecer una tarea fácil, pero no lo es, aunque tampoco es complicada, la cuestión es que hemos de experimentar y meternos en el barro, ya que desde dentro es cuando nos daremos cuenta de la realidad.

Los pensamientos están muy bien, pero deben ir acompañados de acciones que sean coherentes con lo que pasa por nuestra mente, así que hay que ir por partes, primero ser muy conscientes de que hemos de descubrir lo que queremos ser, luego recapacitar sobre ello y estar 100% convencidos y una vez esto lo tengamos claro, pasar a la acción, teniendo en cuenta, que es posible que en algún momento tengamos que volver a redescubrirnos.

¿Has descubierto que quieres ser? ¿Ha habido un redescubrimiento?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.