Como dar color al folio en blanco

Como dar color al folio en blanco

Existen miles de formas a la hora de iniciar la acción de escribir y no quedarse en blanco a las primeras de cambio. La gente que se dedica a la escritura y que su trabajo consiste básicamente en eso tendrá sus propios trucos, pero aquí dejo los que me sirven a mi o con el paso del tiempo he visto que son los más utilizados.

Sólo ante el peligro

El primero es el que empleé en el anterior post, donde a pesar de que no tenía nada en la cabeza, me forcé a ponerme delante del ordenador y dejar que fluyeran las palabras, al principio parece que te vas a estancar, pero tu mente termina por claudicar y brotan las palabras.

Planificar con antelación

Aquí se trata de tener la costumbre de anotar lo que pasa por tu mente en cualquier instante del día, de esta forma cuando decidas que es el momento de escribir, tan sólo hayas de decidir cual de las anotaciones vas a desarrollar. Esta es una buena práctica, ya que muchas veces las inspiración llega cuando menos los esperamos, así que capturar esos destellos nos facilitará el trabajo.

Inspiración en otros

En este caso se trata de encontrar la inspiración mediante estímulos de nuestro entorno. Por ejemplo, podemos buscar una imagen por Internet que nos llame la atención y hablar sobre lo que ella nos evoca. Otro caso sería el reflexionar sobre una cita famosa que nos haya removido por dentro. También podemos hablar sobre alguien que para nosotros es un referente o que nos permita expresar algo que tenemos dentro. Para terminar podemos encontrar alguna noticia, ya sea actual o que por su titular sea digno de mención, entonces contar un poco la noticia en sí y luego dar nuestra opinión.

He usado las tres opciones en infinidad de ocasiones, aunque la primera es la más arriesgada y al final siempre puedes tirar de ella. Cuando escribes quieres que el contenido sea lo más original posible y que surja de tu interior, por ello la última opción es la que menos gasto, ya que a pesar de que se trata de tu opinión te basas en un estímulo de otra gente. Así que recomiendo, si te gusta el mundo de la escritura, que cojas el hábito de anotar todo aquello que pasar por tu mente, sin importar el momento, ya que todo este material luego podrá ser utilizado cuando llegué el momento preciso.

¿Qué haces ante el folio en blanco? ¿Conoces otras herramientas?

Foto: Ujjal Dey

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.